¡Frena, Marie, frena!

hero_marie_kondo_folding@2x

¡Buenos días queridos!

Después de tanto tiempo sin escribiros, reconozco que me cuesta arrancar… Pero os prometí contaros algunas de mis impresiones sobre el método Konmari, y creo que éste es el momento perfecto para hacerlo.

¿Por qué? Pues porque después de varios meses de trabajo, y después de algunos problemillas de salud –sin importancia-, retomo la vida en la mochila no ya como una rutina, sino como todo un reto. Como a cualquier madre trabajadora, se me ha amontonado la faena, he tenido días (¡y semanas!) en los que no llegaba, no daba abasto… Y he visto claramente lo que se puede aplicar de este método de organización, y lo que no.

Mirad, queridos, Marie Kondo recomienda (y hace muy bien) que organicemos cada una de las cinco categorías del método del tirón. ¿Os acordáis? Si toca ropa, ¡toda fuera! Es la única manera de concienciarnos de lo que tenemos en realidad, y de ser capaces de motivarnos para el cambio. Para retirar todo lo que no necesitamos (y si me permitís, para donarlo si está en buen estado), y para evitar acumular en el futuro. ¡Menos es más, queridos!

Peeeero, Marie querida, esto está muy bien si cumples alguna (o las dos) de estas premisas: a) Tienes tiempo de sobra y/o alguien que te ayude. b) En casa viven pocas personas.

Si sois más de cuatro, o trabajáis los dos fuera de casa, esto se puede convertir en una pesadilla…. Montones de ropa hasta el techo, en todas las habitaciones, y una sensación de agobio que se podría definir como “ganas de tirarse por la ventana” ¿os lo imagináis?

multitasking-1

Y además, con toda nuestra buena voluntad, decidimos afrontar la tarea con valentía, y en fin de semana, que es cuando nos da tiempo. Y así, le damos una planchadita oye, que si no queda feo. ¡Queridos! No malgastéis vuestro tiempo de ocio y de familia con eso ¡nos merecemos un descanso!

¿Y entonces qué hacemos si nos gusta la forma de organizar de la Marie? ¿Qué pasa si lo queremos todo?

Queridos, toca mezclar y conseguir nuestro método. Al fin y al cabo, un método es una herramienta para facilitarnos la vida, no para fastidiarla. Y si el método no se ajusta a nuestras necesidades, pues se modifica hasta que sea realmente útil.

En nuestro caso, fuimos “compartimentalizando” el Konmari. Y con esto me refiero a, en lugar de ordenar por categorías a lo bruto, ir ordenándolas por habitaciones. Siguiendo con el ejemplo de la ropa… Habitación de los papás, y habitación de los niños. ¿Y qué pasó? Pues que tuve que volver a bajar el listón (los cuatro numeritos comparten habitación, así que hay muuuuucha ropa que gestionar). Ahora vamos organizando de forma individual, y así parece que vamos a mejor.

¿Y con lo demás? Pues lo mismo, por habitaciones y por tiempos (¿recordáis los “poyaques”? Se trataba de dedicar 5-10 minutos a recoger –con energía- la habitación donde tengamos que hacer alguna tarea… Si voy a la cocina a por un vaso de agua y veo algún trasto en la encimera: “poyaque” estoy ahí, lo retiro.)  Y, ampliando el tema opositor, con muchos “pomodoros” que brevemente os refresco: 20 minutos por habitación, ni más ni menos, a lo que dé. Y 5 minutos de descanso. ¿Qué después del trabajo me encuentro con ganas de despejar el baño? Pues alarma en mano, un buen repaso ¡sí, es posible darle un buen meneo al baño en 20 minutos! Y después me tomo una infusión. ¡Y una cosa menos!

(Imagen JPEG, 500 × 361 píxeles)

Si nuestra casa tiene –supongamos- 5 habitaciones en total (salón, cocina, baño y 2 habitaciones), incluso podemos hacer un plan de limpieza semanal con 1 ó 2 pomodoros al día. Si lo pensáis bien, no es tanto tiempo. ¡Y los findes a lo vuestro! Y si participa toda la familia, cada uno según sus capacidades, puede que incluso se pueda convertir en una actividad divertida (¿me he pasado un poco de entusiasta, queridos? Jejeje)

Al final, como véis, se trata de conseguir un mantenimiento del hogar con el menor nivel de estrés. Pero cuidado, queridos, si sois quisquillosos como yo, deberéis pasar primero por una etapa de aceptación… Sí, yo era de las de querer una casa de punta en blanco las 24 horas del día, y sí, no soporto ver el suelo lleno de trastos, o con una mancha. Pero llega un momento en la vida en la que uno debe priorizar. No quiero perderme la vida en la mochila por fregar el suelo, o por planchar. Hay cosas más importantes. Como se dice en círculos de ma/paternidad: “los días son largos, y los años cortos”. Queridos, la vida pasa volando. Intentemos disfrutarla, recordando también (y lo digo por si hay algún “dejadete” por ahí) que el estado de nuestro hogar es un claro reflejo de nuestro estado. No hay nada que dé mayor bienestar que una casa ordenada, cuidada, mimada. No son simplemente cuatro paredes, no es un hotel. Es nuestro ser, nuestra familia, nuestros recuerdos plasmados en fotos, en detalles. Nuestro hogar somos nosotros. Así que intentemos encontrar un equilibrio, ¡y disfrutemos durante el proceso!

salon-decorado-blanco-830x556

La mochila cambia

Queridos, si nos seguís en facebook, quizá hayáis visto en una imagen el hashstag #cosiendobolsillosenlamochila… ¡Sí, necesitamos más espacio para un nuevo miembro de la familia mochilera! Estamos todos muy felices con la noticia, no os podéis imaginar el entusiasmo de los numeritos ¡llevaban tanto tiempo pidiendo un bebé!

Pregnant's woman belly with heart

Y con el cambio, muchos amigos nos preguntan si vamos a cambiar el nombre de la página. En principio, la mochila nació con cuatro, y pensamos en dejarlo tal cual. Pero creo que es una forma muy bonita de agradeceros que estéis ahí la siguiente petición: ¡ayudadnos a tomar esta decisión! ¿Cambiamos o no cambiamos nuestro nombre? Y ¿qué nombre os gustaría?

Si os sentís inspirados, comentad este post y con todas vuestras sugerencias podremos tomar la decisión final ¿os parece bien?

¡Gracias de nuevo, os escribiré muy pronto!

 

 

Anuncios
Estándar

4 thoughts on “¡Frena, Marie, frena!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s